Esto lo arreglo en dos patadas

Sentido común es indignarse cuando te toman por tonto.

Archivos en la Categoría: Política española

Tengo un límite

Quiero serles honesto ya de salida para que no piensen que, aunque no fueran culpables de la ofensa capital de la que les acuso, en algún momento pudiera llegar a ser simpatizante de la tropa totalitaria aglutinada alrededor de eso que ha dado en llamarse Podemos. Partiendo de este punto, voy a explicar pormenorizadamente el por qué de estar ya absolutamente harto del notas de la coleta y sus alegre tropa de Ches 2.0. Y lo voy a hacer sin molestarme lo más mínimo en intentar rebatir sus argumentos económicos y políticos, que esos ya los lleva rebatiendo la historia y la práctica durante más de un siglo y muchos millones de muertos.

Otra aclaración que he de hacer es que les denomino, así como genérico, podemitas. Dicen que son Podemos, y la realidad es que nos van a mandar a todos a tomar por el culo. Ergo, podemitas.

Primero fue la insoportable jeta del coletas. Porque cara de necesitar una mano de hostias ya va teniendo, no me lo irán a discutir. No digo que haya que dárselas, entiéndanme, que no soy yo una persona de natural violento, sino que probablemente su padre hizo dejación de sus funciones. Aunque poniéndole el nombre que le puso y por lo que se lo puso, a lo mejor el que no recibió las dos hostias a tiempo fue él y la culpa es del abuelo.

Luego fue el coñazo de la casta. Todos casta menos ellos. Siendo asalariados, que lo de trabajadores está por ver, de una universidad española que no rasca ni las pelotas que le cuelgan a la más cutre en el ranking internacional de las universidades inútiles, los tipos se permiten decir que otros son casta. Que sí, que políticos nos sobran, que hay casi tantos inútiles como escaños, consejerías, concejalías, diputaciones, secretarías y demás carísimas zarandajas que nos descojonan el presupuesto. Aceptado que se protegen unos a otros como si no hubiera mañana, porque tienen todos las neuronas justas para saber que si uno tira de la manta se les van a ver a todos las vergüenzas. Pero coño, con decirlo dos veces vale. Al día. Siete veces cada minuto ya es un poco cargante, incluso para alguien con tanta paciencia para los imbéciles mediocres como yo.

Después vino Errejón. ¿Están ustedes seguros de que con esa cara que tiene no le sobra algún cromosoma? Además, el andoba no entendió que cuando le calzaron los 1800 pavitos de beca había que ir a currar, lo cual apunta aún más a la hipótesis de que o le sobran cromosomas o le faltan hervores. Y si verle ya es inquietante, intentar escuchar lo que sale por su boca ya hace que las neuronas intenten salir despavoridas del melón y largarse a ver algo intelectualmente más enriquecedor como el Sálvame Deluxe o algo parecido. Este tío hace parecer listo a Paquirrín, no me fastidien. Y eso sin entrar con sus antecedentes familiares, que muchas veces uno no tiene la culpa de que su abuelo y su padre fueran unos indeseables y unos criminales.

El siguiente fue el voceras de las gafitas redonas. Ese con pinta de lila haciendo de modelo madurito en las páginas de los dominicales. Sí, hombre, ese gran asesor internacional para dictaduras bananeras a 480 mil euros la tirada. Que sí, amigo, ese gran tipo que miente en el 75% de las líneas de su currículum dizque realizado de forma mancomunada y democrática. El tipo que dice que si tu mujer le dice al vecino que no le va a pagar una deuda el problema lo tiene el vecino, y no tus piernas cuando te las rompan por moroso. El andoba cuyas ideas sobre economía caben en una hojita de papel de fumar, pero que pretende ser el nuevo Che Guevara de este fidelín con coleta y ser el hombre fuerte de la economía podemita. Si supiera algo de historia, a lo mejor no estaba tan contento con el papel, y como supongo que con tanta consigna y tanta bilis que suelta no debe tener mucho conocimiento, le recomendaré que cuando el Pableras le regale un vuelo a Colombia alegue cagarrinas y se busque una manera de largarse lo más lejos posible, en dirección contraria. O eso o que aprenda a volar sin paracaídas lo más rápido que pueda.

Cuando parecía que era imposible caer más bajo en lo intelectual, apareció Tania. La novia del Excelso Líder. La hermana del gran empresario de Rivas Vaciamadrid. La hija del concejal que la puso a dedo como concejal. La que, junto con su papá, firmó contratos por valor de varios millones de euros a favor de su hermano y su empresa sinónimo de lucro. Perdón, quería decir “sin ánimo”. O no. A saber. La que está clavando, uno a uno, los pocos clavos que le faltaban al ataúd de Izquierda hUndida para poner lo que quede del chiringo al servicio del Amado Líder. Y no contenta con aparecer, habló. O algo. No sé si han oído alguna vez el piropo clásico de “eso es andar y lo demás pisar el suelo”. Bueno, pues cuando esta humana abre la boca es el equivalente de pisar el suelo. Con zapatos de payaso. De madera. Sobre mondas de plátano. Podridas. Una joya, vamos. Si le aparezco a mi madre yo con esa nuera me corre a palos.

Pero lo peor, lo imperdonable, lo que hace que yo no pueda con esta tropa es que además de ser todos unos putos pesados, unos mediocres, unos iluminados y unos totalitarios por convicción que devuelven el “viva las caenas” al primer plano en cada una de sus inefables publicaciones en eso que llaman “redes sociales”, insisten en hacerlo con faltas de ortografía. Igual que cierto marqués colocaba la impuntualidad al nivel del asesinato, yo considero que la falta de respeto al medio que utilizamos los unos para mentarle la madre o afearle las pintas al otro debería ser penado con el ostracismo e ignorado sumariamente por el resto de sus congéneres. Si no es usted capaz de dominar las palabras que salen de su boca y de sus dedos, ¿cómo cojones me voy a fiar de que sea usted un gestor minimamente presentable de mis impuestos? ¿Cómo quiere que ponga el futuro del país en el que viven mis hijos en manos de un cenutrio incapaz de juntar cuatro letras sin agredir cinco veces las más elementales reglas de la prosodia, la gramática y la ortografía? Lo único que denota la sucesión de consignas balbuceadas, rebuznadas o escritas con dos dedos al estilo aguililla culebrera aporreando con saña el teclado, es que ni tienen ustedes cultura, ni preparación, ni capacidad para adquirir ninguna de las dos.

Y es que, estimados podemitas: Lo que Dios no da, Salamanca no lo presta.

Ale, a cascarla.

Anuncios

Sociedad Enferma

Hola de nuevo, estimados sufridores de mi incontinencia aplastateclas. Les aseguro que los rumores sobre mi fallecimiento eran de lo más exagerados. Es más, tras introducir todo aquel titanio que me introdujeron en el cuerpo me encuentro bastante menos cabreado de lo que me encontraba. Probablemente esa sea la razón por la que cada vez me prodigo menos en este cajón de botellines virtual al que de vez en cuando me subo a soltar paridas. Pero claro, la cabra tira al monte y el perro vuelve a oler su propia… Creo que me estoy dejando llevar por la nostalgia.

El caso es que venía yo a dejar mi nada cultivada opinión sobre el fregao du jour que tenemos entre manos: El ébola. Y, salvo que sufra uno de los casos más fulminantes del mismo que el mundo haya conocido, lo voy a hacer. No digan que no se lo avisé.

Permítanme partir de la premisa -evidente, en mi opinión- de que los miembros del Gobierno actual están más preparados que los miembros del Gabinete de Zopenquero, que desde ahí voy a intentar llegar a la conclusión de que el título de la barbaridad de hoy no está puesto a boleo. Voy a aprovechar que el virulillo pasa por Madrid, también, porque me viene bien y porque me da la gana. Soy así de chulo. Allá voy, agárrense.

Se ha dicho siempre que Marianín el Babas maneja de forma magistral los tiempos, y hacia el final del verano ya sabía él de sobra que faltaban meros centímetros para que el infame Gallardón (mucho más preparado que quien cojones fuera ministro de justicia en la era zETAp, he conseguido olvidarlo) diera el paso final antes de perder pie y colgarse de su idiótica, retrógrada, absurda y gilipollesca reforma de la simplemente criminal ley del aborto que los sociatas nos dieron a tragar durante sus ocho años de traición continuada a España. Sabía también el deportista (mucho más preparado que el alunado rojo, utópico y feminista anterior) que la parte más meapilas de su electorado se iba a quitar el cilicio y se iba a liar a hostias de las no consagradas con él por no devolver las cosas a peor aún de como estaban hace ya treinta años. Me malicio que el colega pretendía quedar de más papista que el Papa repatriando a los dos religiosos infectados de ébola para minimizar el efecto de la defenestración del gallardo personaje unos días después. Desconozco si ha obtenido el efecto deseado o no, puesto que los ambientes religiosos los frecuento desde la seguridad del bar cuando tengo que acercarme a alguna boda, bautizo, comunión o funeral, pero el intento era bueno.

Con lo que no contaba Mr. Plasma era con que una pobre enfermera (voluntaria, encima) resultara contagiada del dichoso virus y que encima el asunto se tratase por los servicios sanitarios públicos como la mayoría de cosas se tratan por los servicios sanitarios públicos: De puta pena. Es aquí cuando resulta que la jugada maestra se le pare por las costuras y ahora se encuentra con un embolao de padre y muy señor mío. Y entonces dice que esto lo arregla él en dos patadas y le dice a Mato (mucho más preparada que Leire, dónde va a dar) que salga a dar explicaciones. Y sale Mato, con su ideal nombre para ministra de Sanidad, rodeada de profesionales de la sanidad pública, es decir, de lamer culos, trepar y mangonear en esa elefantiásica organización, vestida de negro como si alguien fuera a palmar en los próximos diez minutos y nos dicen… nada. Porque a pesar de su preparación, y de todos los expertos, no saben todavía nada. No había terminado todavía la comparecencia y el galletómetro ya se salía de la escala. Menuda es la izquierda cuando ve que el enemigo cojea. Son implacables. Sin escrúpulos, ni principios, ni la más mínima capacidad intelectual, pero con una facilidad para la blitzkrieg mediática que pasma.

Que la señora del impropio nombre para su cargo debería estar en su puta casa hace años no lo discute nadie. Siquiera por decencia, por no haberse enterado de que su marido se lo estaba llevando crudo y por eso la niña tenía esos fiestorros y por eso había esos coches que había en el garaje familiar. Si alguien no es capaz de controlar lo que ocurre en su casa, como coños va a controlar lo que ocurre en una comunidad de vecinos. Mucho menos si la comunidad de vecinos tiene a unos que van del bracete de los que pegan tiros y a otros que se dedican a robar todo lo que no está clavado y hasta el cinco por ciento de lo que se vaya a clavar. Vamos, que me da que el de las barbas la va a sacrificar no tardando mucho. Y hará bien. Por las razones equivocadas, pero hará bien. Si es que lo hace, que tampoco es que sea muy amigo de hacer nada. A saber. Los designios de Mariano son inescrutables.

Antes incluso del contagio de esta buena señora, la izquierda al dente ya andaba con los pantis hechos un nudo berreando en contra de la repatriación de los religiosos (señores dignos de toda mi admiración, y seguro que mejores personas de lo que yo llegaré a ser nunca) porque lo que iban a hacer estos fachas meapilas del PP era meternos al enemigo en casa. Nos iban a matar a todos por culpa de unos putos curas. Que claro, al ser curas, merecían morir porque sí, porque el clero opresor, porque el franquismo y porque… Ya saben, no les voy a repetir todos los manidos mensajes guerracivilistas de toda esta banda de ignorantes, basta con que enciendan la tele y pongan La Secta un rato.

Total, que tenemos un Presidente del Gobierno tan desaparecido como siempre, un Ministro de Justicia dimitido de nefasta ejecutoria sustituido por otro de aún más dudoso pelaje, una Ministra de Sanidad mucho más preparada que su antecesora pero tan inútil o más que ella, a una señora contagiada de un virus cabrón pasando las de Caín aislada en el hospital, al marido de la señora también aislado y todavía no se sabe si contagiado o no, a un montón de africanos muriendo como chinches porque viven como chinches, a dos señores que intentaban salvar la vida de los antes mencionados ya incinerados… Y a todos los corazones sangrantes que pueblan este bendito país golpeando las puertas del palacio de invierno porque, agárrense las partes pudendas porque se les pueden caer al suelo, las autoridades sanitarias han decidido sacrificar al perro de la pareja contagiada para evitar un vector de contagio. Mientras todo lo que no sea el perro se la sopla, por supuesto.

Ahora, si pueden y tienen lo que hay que tener, me niegan que esta sociedad está enferma.

 

Completa confianza

Buenos días, estimados lectores. Hoy se cumplen diez años de la masacre de los trenes de cercanías. Ciento noventa y dos muertos. Dos mil heridos. Muchos miles de personas más afectados de forma más o menos indirecta por la mayor barbaridad en suelo europeo tras el fin de la segunda guerra mundial. Y seguimos sin saber nada. Y sigue habiendo gente con más genes ovinos que humanos empeñada en que hay que “pasar página”, “olvidar el pasado”, “mantener la unidad”, “avanzar en el consenso” y otra interminable cantidad de lugares comunes que vienen a resumirse en ese tan español: Mejor no meneallo.

Pues yo, que soy un cabrón con pintas de colores en el lomo me niego a tragarme el bálsamo de fierabrás de la versión oficial, sea cual sea la que esta semana nos apliquen desde la progrevoz de sus amos. Me niego a deglutir la rueda de molino de la infumable sentencia parida por el imbécil cegato, la fiscal histérica (y prima del hijoputa de Gallardón) y el cabrón alopécico ascendido tres veces por Rub-Al-Khaaba al que me niego a llamar juez por no ofender a los jueces de verdad. Yo quiero saber, y que salga el sol por Antequera.

Me resisto a admitir la derrota y aceptar que los muertos ya están enterrados, los heridos y mutilados que se jodan y cobren su pensión y los demás a vivir, que son dos días. Tengo hijos, y me gustaría que crecieran en un país en el que si alguien hace una burrada pagase por ello. Los Estados Unidos tienen muchos problemas, esa sociedad tiene muchas cosas que envidiar a la nuestra, pero hay algo que tienen bastante más claro que nosotros: Si un mamón con turbante la lía, se le persigue hasta que se le da matarile como a un puto perro. Tras averiguar que ha sido el mamón con turbante. Aquí para empezar no sabemos si es un mamón con turbante, con chapela, con sueldo del CNI, marroquí, pakistaní, israelí… En realidad lo único que tenemos más o menos seguro es que el tal Zougam (es el único que queda entrullado) es inocente de esto.

Mi resistencia me hace tener una completa confianza en que acabaremos sabiendo todo y, ¿saben por qué?. Pues porque creo que hay mucha gente española pringada, si no en el atentado al menos en la tremenda labor de encubrimiento y enmierdamiento posterior, y que esa gente son una banda de mamones, chapuceros e incompetentes. Es inevitable que antes o después alguno de ellos no cobre lo estipulado, que alguno no se fíe de otro e intente traicionarle o cualquier otra cosa de esas que han ocurrido, ocurren y ocurrirán en todos los casos de corrupción y que hacen que al final alguien tire de la manta.

Otra cosa que me causa un montón de insana envidia respecto a los Estados Unidos es que tienen una justicia que funciona, quizá porque vieron el peligro de seguir la ley de Lynch. En este aspecto lo cierto es que tengo muy poca confianza en que una vez que sepamos la verdad seamos capaces de otorgar justicia a las víctimas.

Yo, por si acaso sigo teniendo memoria, y me niego a rendirme: Quiero mantener mi dignidad.

Incapacidad, estulticia y desidia

Hace algún tiempo que tengo esta bitácora abandonada, porque nada cambia excesivamente, mi dialéctica sería muy recurrente y odio repetirme.

Como ideas tampoco tengo tantas volveré a recordar, no hacen falta más leyes, sólo que las que ya hay, que no son pocas, … se cumplan.

Ya nos han instruido para que dejemos de hacer apaños con las leyes e intentemos aplicarlos con retroactividad.

” Las ideas brillantes que tenga usted hoy no puede aplicarlas más que a lo que ocurra a partir de mañana”.

A qué viene esta sarta de obviedades, al hecho que queramos modificar los subsidios que recibe un preso. Claro a usted le pasa como a mí:

– ¿Porqué recibe subsidios un preso?

Pero una vez más esa no es la cuestión. Ni siquiera es la cuestión que los padres de la patria nuestros muy … denostados (dejémoslo en denostados, que eso si es un hecho objetivo) legisladores no entiendan cuestiones básicas como que las leyes se cumplen siempre y en todos los casos. Alguien piensa en ayudar a un robagallinas que le cuesta que le contraten las siguientes peonadas y se encuentra dándole la paga a un pederasta asesino multi-reincidente.

No, la cuestión es una vez más para qué sentencia un juez, y quién se encarga de hacerlo cumplir.

Si una sentencia dice que a las victimas hay que indemnizarlas, pues hágase. Sin entrar en valoraciones de cuál es el precio de la vida humana, ni qué se pretende pagar con ese dinero,

¿Por qué de oficio, la deuda contraída con quien sea… por ejemplo los padres de una niña que hayan estallado en mil pedazos… por un delincuente condenado, no se persigue con la misma inquina, no sé, que la multa que usted recibe porque se le pasa el tiempo del parquímetro?

El único consuelo es que la capacidad de asombro nos mantiene jóvenes, a pesar del torrente de cinismo que en este foro destilamos.

Asombro constante, porque el mundo no funciona, como el sentido común indica que debería. No le quite usted nada a nadie, porque no ha sabido hacerlo bien antes… por favor que todos los CONDENADOS, (en un país en el que los que van en helicóptero para evitarlos atascos son insolventes) ….No pueda tener ni una propiedad a su nombre que no se embargue, …no reciba ni el premio de la rifa de la panadería sin que se confisque… HASTA QUE PAGUE A LO QUE HA SIDO CONDENADO incluso económicamente.

Por favor, no hagan leyes contra alguien que le den más la razón y los buenos la perdamos… hasta que no paguen las deudas al menos económicas, hagan ustedes el favor de perseguir el cobro de las indemnizaciones, pero agradecería que no hiciesen nuevas leyes, que nos pongan una vez más en evidencia e intenten que pasen las cosas que una persona sensata esperaría.

Una vez más… si está tan claro… por qué nunca ocurre… incapacidad, estulticia y desidia.

Mariano, dimite

Llevo mucho tiempo meditando escribir una barbaridad con ese título, pero no consigo dejarla lo suficientemente condensada para no afectar más de lo normal a la salud mental de la pobre gente que lee mis desvaríos, así que dejaré a cada uno que se busque las razones por las que Marianín el Babas debería pirarse a escardar cebollinos a su tierra y deje de intentar hacer bueno al zopenco anterior. Al igual que él es marxista (versión Groucho) en cuanto a principios, yo les diré que tengo mis razones para pedir que nos deje en paz, pero que si no les gustan, escojan otras.

Una vez dicho esto, y dado que habrá una unanimidad casi tan perfecta como el congreso de Valencia en el que el andoba se despachó enviando al que no le gustara lo que había al partido liberal (ójala hubiera uno mínimamente creíble, puesto que incluso a riesgo de ofender a la gente del P-LIB, ellos no lo son), en que el Marianismo no nos está llevando a ningún sitio bueno, surge la pregunta del millón de euros: ¿Y después, qué?

La alternativa PSOE debería ser de risa por muchísimas razones, pero lo cierto es que es más bien terrorífica porque aparece como la única posible, dado que IU debería estar tan prohibida como el partido nazi por muchos millones de razones, UPyD siguen estando muy verdes, como demuestra que dejen en muchas ocasiones al pobre Cantó con el culete al aire cuando dice cosas de sentido común y que por la derecha no hay… nada. De los nazionalistas cleptócratas o de los nazionalistas asesinos ni hablo, por mucho que cualquier gobierno que pueda formarse de aquí a dos años casi seguro que tenga que contar con ellos para conseguir una mayoría parlamentaria.

Yo ya les he dicho que soy descerebrado, mala persona, machista, me tiro pedos olorosos y tengo otros muchos defectos, pero lo que no soy es gilipollas, y lo que sí soy es un pelín paranóico, y me temo que entre Mariano y Rub-Al-Khaaba están llevando a mucha gente mucho menos paranóica y bastante más gilipollas que yo a pensar que la única salida posible a este cambio de régimen (blandito, de facto, silencioso si quieren, pero cambio de régimen) es votar a alguien “con dos cojones” que ponga orden en este carajal. Y se me ponen los vellos como escarpias. Es más, algunos vellos se me rizan y otros se me alisan, como decían los nunca bien ponderados Gomaespuma.

Entre los de la gaviota y los de la rosa que dominan la política, entre los de la prisa y los lerdos de la derechita meapilas medio falangista que dominan los medios de comunicación, están todos decididos a mover las manos muy rápido para que no veamos que nos están enseñando el dedo corazón para irse de rositas, todos, en los faisanes, los eres, los bárcenas, los balonmanistas y tantas otras. Para no desmontar ni un solo engranaje de la elefantiásica maquinaria de enchufar a colegas y que los pobres pringaos que pagamos sus facturas sigamos subyugados por este monstruo de muchas cabezas que nos arruina y nos impide progresar de nombre Administración y de apellidos diversos. En Ex-panya está muy claro cual es el demonio que nos mata social, moral y económicamente, y su nombre es único pero su apellido es legión. Y no me refiero a los de la barba y la cabra, mucho más respetables que otros muchos que también cobran de nuestro trabajo.

Sea lo que sea que ocurra de aquí a un plazo no muy largo, será culpa nuestra en nuestra alícuota parte. Ahora bien, yo al menos lo dije. Tendré el triste consuelo de haberlo visto venir cuando me toque abandonar todo y tener que irme a fregar suelos a algún otro país porque aquí nos habremos votado una dictadura, de un signo u otro. Aún así no me quedará más remedio que incluírme en el montón a la hora de decir que somos un país de gilipollas.

Sigan atentos a esta caja de fruta en medio del parque, porque aunque estoy muy cansado y tengo poco tiempo para escribir, me estoy volviendo a cabrear.

Lo Contrario

La semana pasada la Comisión Europea se despachaba a gusto con Marianín y le espetaba esto, por escrito:

RECOMIENDA que España tome medidas en el período 2013-2013 a fin de:
1. Realizar el esfuerzo presupuestario estructural exigido por la Recomendación del Consejo con arreglo al procedimiento de déficit excesivo a fin de garantizar la corrección de dicho déficit en 2016 a más tardar y, con ese fin, aplicar las medidas adoptadas en los planes presupuestarios de 2013 a todos los niveles de la administración pública, y reforzar la estrategia presupuestaria a medio plazo con medidas estructurales suficientemente específicas para el período 2014-2016; la corrección duradera de los desequilibrios presupuestarios se basa en la aplicación creíble de ambiciosas reformas estructurales que aumenten la capacidad de ajuste e impulsen el crecimiento potencial y el empleo; una vez se consiga la corrección del déficit excesivo, proseguir el ajuste estructural a un ritmo apropiado, de manera que se consiga el objetivo a medio plazo en 2018 a más tardar; garantizar la aplicación rigurosa y transparente de las medidas preventivas y correctoras establecidas en la Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria; establecer un organismo presupuestario independiente antes del final de 2013 que proporcione análisis y asesoramiento y supervise la conformidad de la política presupuestaria con las normas presupuestarias nacional y de la UE; mejorar la eficiencia y la calidad del gasto público a todos los niveles de la Administración y llevar a cabo un examen sistemático de las mayores
partidas de gasto en marzo de 2014 a más tardar; aumentar la relación coste-eficacia del sector sanitario, manteniendo al mismo tiempo la accesibilidad de grupos vulnerables, por ejemplo reduciendo el gasto farmacéutico de los hospitales, potenciando la coordinación entre los distintos tipos de asistencia sanitaria y mejorando los incentivos a favor de un uso eficiente de los recursos; adoptar medidas para reducir los atrasos pendientes de la Administración, evitar que se vuelvan a acumular y publicar regularmente datos sobre las cantidades pendientes; aprobar la Ley de Desindexación para reducir el grado de inercia de los precios en el gasto y los ingresos públicos, de modo que esté en vigor a principios de 2014 a más tardar, y estudiar medidas adicionales de limitación de la aplicación de las cláusulas de indexación; culminar al final de 2013 a más tardar la regulación del factor de sostenibilidad, a fin de garantizar la estabilidad financiera a largo plazo del sistema de pensiones, estableciendo, entre otras cosas, que la edad de jubilación vaya aumentando en función del aumento de la esperanza de vida.
2. Llevar a cabo una revisión sistemática del sistema tributario para marzo de 2014; considerar una mayor limitación del gasto fiscal relativo a la imposición directa, explorar el margen existente para una mayor limitación de la aplicación de los tipos de IVA reducidos y adoptar medidas adicionales en lo que respecta a los impuestos medioambientales, sobre todo los impuestos sobre los carburantes; adoptar medidas adicionales para reducir el sesgo en favor del endeudamiento en el impuesto de sociedades; intensificar la lucha contra la economía informal y el trabajo no declarado.
3. Llevar a cabo el programa del sector financiero para la recapitalización de las instituciones financieras, incluidas las medidas de fomento de la intermediación no bancaria adoptadas en noviembre de 2012.
4. Finalizar la evaluación de la reforma del mercado de trabajo de 2012, abarcando todos sus objetivos y medidas en julio de 2013 a más tardar, y presentar modificaciones, si es necesario, en septiembre de 2013 a más tardar; adoptar el Plan Nacional de Empleo de 2013 a más tardar en julio de 2013, y realizar rápidamente una reforma de las políticas activas del mercado de trabajo, orientadas a la consecución de resultados, incluido el fortalecimiento de los objetivos y la eficiencia de las orientaciones; reforzar y modernizar los servicios de empleo público para garantizar una asistencia individualizada a los desempleados según sus perfiles y necesidades de formación; reforzar la eficacia de los programas de recualificación para los trabajadores de más edad y de escasa cualificación; poner totalmente en funcionamiento el portal único de empleo y acelerar la aplicación de la colaboración público-privada en los servicios de colocación para garantizar una aplicación efectiva ya en 2013.
5. Aplicar las medidas de lucha contra el desempleo juvenil expuestas en la Estrategia de Emprendimiento y Empleo Joven 2013/2016 y efectuar un estrecho seguimiento de la eficacia de las mismas, por ejemplo mediante una garantía juvenil; proseguir la labor encaminada a reforzar la pertinencia de la educación y la formación para el mercado de trabajo, reducir el abandono escolar prematuro y potenciar la educación permanente, prorrogando la aplicación de la formación profesional dual más allá de la actual fase piloto e introduciendo un sistema global de seguimiento del rendimiento de los alumnos al final de 2013 a más tardar.
6. Adoptar y aplicar las medidas necesarias para reducir el número de personas con riesgo de pobreza o marginación social reforzando las políticas activas dirigidas al
mercado de trabajo, con el fin de aumentar la empleabilidad de las personas con menor acceso al mercado de trabajo, y mejorando el objetivo, la adecuación, la eficiencia y la eficacia de las medidas de apoyo, incluidos servicios de ayuda de calidad a las familias.
7. Aprobar y aplicar urgentemente el proyecto de Ley de Garantía de la Unidad de Mercado y acelerar todas las acciones complementarias necesarias para su pronta aplicación; garantizar la eficacia, autonomía e independencia de organismo regulador creado recientemente; antes del final de 2013, aprobar y aplicar la Ley de Colegios y Servicios Profesionales y la Ley de Apoyo al Emprendedor; reagrupar y concentrar los regímenes de apoyo a la internacionalización de las empresas; reducir el número de procedimientos de concesión de licencias y hacerlos más cortos, también en el caso de las actividades industriales, y ampliar el uso del sistema de «licencia rápida» a actividades que no sean minoristas; examinar los marcos de insolvencia para las empresas y los particulares, entre otras maneras limitando la responsabilidad personal de los empresarios y facilitando las segundas oportunidades para las empresas que hayan quebrado; eliminar las restricciones injustificables al establecimiento de grandes locales minoristas; en marzo de 2014 a más tardar, examinar la eficacia del marco regulador respecto al apoyo al desarrollo del mercado del alquiler de viviendas.
8. Abordar el déficit de la tarifa eléctrica adoptando y aplicando una reforma estructural del sector de la electricidad antes del final de 2013; intensificar los esfuerzos para completar las interconexiones de gas y electricidad con los países vecinos; reducir el pasivo contingente de las finanzas públicas derivado de las infraestructuras de transporte no rentables; establecer una evaluación nacional independiente de los grandes proyectos de infraestructura futuros; adoptar medidas para garantizar la competencia efectiva en los servicios de transporte de mercancías y pasajeros por ferrocarril.
9. Aprobar, con arreglo al calendario presentado, la reforma de la administración local y elaborar en octubre de 2013 a más tardar un plan de aumento de la eficiencia de toda la administración pública; adoptar y aplicar las reformas en curso para aumentar la eficiencia del sistema judicial.
Hecho en Bruselas, el
Por el Consejo

El Presidente

Siempre he sostenido que los de Uropa son unos linces, en el sentido más irónico de la expresión, pero esta vez me han sorprendido para bien porque básicamente le dicen al Deportista de la Moncloa que no se creen nada de lo que les cuenta, que esto sigue yendo de puto culo y que a ver si se da mañita con las cosas que al final le va a pillar el toro.

Obviando la verborrea que parece salir por los poros de cualquiera que asienta el culo en una poltrona pagada por dinero público, lo que ahí se puede leer está lleno de sentido común, o al menos así mis cortas entendederas parecen colegir.

Si a este ladrillaco añadimos que el tío Draghi le ha dicho hoy mismo al barbas-babas que lo de subir impuestos lo sabe hacer cualquier idiota pero que es pan para hoy y hambre para mañana, lo lógico sería esperar que esta panda de Sorayos y Arrioleras se dieran por aludidos y tomasen alguna decisión que nos permitiese a los sufridos españolitos empezar a buscarnos las habichuelas sin trabajar la mitad del año para Hacienda. Algo que ayudase a que fuéramos más del casi triste treinta por ciento que producimos riqueza los que mantuviéramos a más del setenta por ciento que viven de la teta del Presupuesto.

Pues no, miren ustedes, el tío y sus palmeros siguen en sus trece de que están haciendo lo correcto, de que van por el camino recto y se pasan por el perineo las “recomendaciones” de quienes nos dejan la pasta para no estar en quiebra y las peticiones de quienes les votamos y les pagamos el sueldo a todos, incluso a los que no votamos, y continúan pretendiendo seguir robándonos de forma legal, y muchas veces ilegal, para vivir como reyes sin dar un puto palo al agua.

Para muestra de que son unos chorizos hijos de puta les dejo dos botones:

-La nueva normativa que prohíbe a la gente alquilar la casa de la playa o del pueblo salvo que cumpla las gilipolleces que se le ocurra a la taifa o al hay-untamiento de turno, lo cual va a llevar únicamente a que se siga alquilando pero que los pocos que lo declaraban dejen de declararlo.

-La supina soplapollez del Certificado Energético. Otra mierda inútil que nos costará tiempo y dinero y que supondrá otro palito en las ruedas del ya moribundo mercado inmobiliario. Otro papelote innecesario. Otra excusa para que las taifas nos toquen el bolsillo. Otra insidiosa manera de justificar la existencia de unas elefantiásicas administraciones públicas que nos están ahogando. Es más, otra puertecita para que crezcan la corrupción y el chanchullo. A ver lo que tardan las taifas o los hay-untamientos en decir que sólo los que ellos homologuen estarán autorizados a emitir estos papeles de mierda.

A pesar de todo, y a pesar de todos éstos, el mes pasado hubo cien mil afiliados más a las SS. Me pregunto cuántos de ellos habrán sido gente como yo que, víctimas de una reforma laboral hecha a medias, no hayan tenido más remedio que darse de alta como autónomos y empezar a trabajar con un contrato mercantil en vez de con uno laboral. Aún más, cuántos no habrá por ahí sin contrato ni mercantil ni laboral que se vean obligados a tragar con lo que haya para poder llevar dinero a casa para seguir teniendo no ya un futuro, sino un presente.

Mientras tanto, Mariano se fuma un puro y hace lo contrario de lo que le pedimos, de lo que le recomiendan y de lo que prometió. Y nos pide confianza y paciencia.

Vete a la mierda, baboso.

Ensalada de Collejas

Ayer, en la cadena de televisión de los paletos cleptócratas que amenazan con abandonar paletolandia, se nos apareció el ectoplasma de Aznar. Digo ectoplasma porque andaba muy desaparecido, sólo aparecía cuando a Prisa o al PSOE, su sucursal parlamentaria, les daba por meterle el dedo en el ojo a Mariano metiendo por medio su nombre. Y el ectoplasma se hizo sólido. Y se lió a repartir.

Si yo fuera Mariano, que por suerte no lo soy, hoy tendría un globo de tamaño descomunal. Que el tío que te puso donde estás con un dedo de la misma mano que hoy utiliza para forrarte el pestorejo a collejas me sonaría, como poco, a traición. Ahora bien, como no soy Mariano, lo que estoy haciendo es gritar desde la banda al más puro estilo Bilardo: “Pisalo, pisalo”, porque el primero que ha traicionado a sus votantes es este Marxista (de Groucho, y por desgracia también de Karl) de tres al cuarto que está haciendo todo lo posible por hacer bueno al melón alunado de ZP, cuando ni en mis más horribles sueños esperaba yo semejante cosa.

En un momento de la entrevista, Aznar se deja querer y dice que  “cumpliré con mi conciencia y con mi país” cuando le meten el dedo en la boca al respecto de su posible vuelta a la primera línea política. Estoy seguro de que esto ha provocado reacciones muy parecidas en dos sectores, y me alegro. No por la posibilidad de que Aznar pueda volver, que no la considero nada probable, sino porque a lo mejor, con un poco de suerte, mete a unos en vereda y provoca a otros alguna apoplejía. Es más, una repetición de la segunda parte de la segunda legislatura de Aznar nos terminaría de llevar al hoyo, incluso aunque su niña no se volviera a casar con el de la arcada por apellido. Y no se vayan a creer que tengo mucha preferencia en el reparto de los síncopes entre los dos sectores. Qué le vamos a hacer, soy así de cabrón.

El primer sector de los dos es el conglomerado Prisa-PSOE, en el que cualquier mención de Aznar provoca desde ataques de ansiedad a urticarias sangrantes, todo ello acompañado de insomnio. Lo que les pueda pasar a esta banda de hijos de puta me trae o bien sin cuidado o bien me alegra. Conocido es de todos los que se han armado de valor y se han embaulado las barbaridades que aquí escribo que mi simpatía por toda esta tropa está tan cerca del cero absoluto que es indistinguible del rosco total con los instrumentos de medida actualmente a nuestra disposición. Cualquier cosa mala que les pase no puede sino alegrarme. España necesita un centro-izquierda moderno, presentable y honrado, cosa imposible mientras exista toda esta tropa de sacamantecas, robaperas y cosas peores que por temor al trullo no voy a escribir.

El segundo sector es lo que daremos en llamar Marxismo-Marianismo, sucesor del Arriolismo meapilas más rancio e impresentable. Este sector, que ya en época de Aznar intentó el asalto al centro o el viaje al centro de la nada (como lo bautizó Jiménez Losantos), ha abducido el poder que fué entregado al PP en las urnas para hacer justamente lo contrario de lo que el imperativo de los votos les encargó hacer. En vez de hacer una política liberal-conservadora, o ligeramente democristiana en el peor de los casos, que era lo que su programa electoral prometía nos encontramos de hoz y coz con algo que muchos dicen que es más socialista que Izquierda hUndida, con el agravante de que encima es meapilas. Si no fuera por la renuncia que hacen a defender la unidad de España, al menos en lo que respecta a los nazionalismos Cleptocrático y Asesino con Txapela, diríase que los Marx-Marianistas han descubierto la Falange. Es ahora, y no en época de Aznar cuando a los miembros de este Gabinete se les podría llamar fachas acercándonos más a la realidad.

Que esta tropa de M-Ms se haya quedado de piedra, haya tenido sudores y se haya hecho caquita en los abanderado o en las princesa no puede sino alegrarme. Por cabrones. Por limpiarse las partes pudendas con mi papeleta. Por estafadores. Por cobardes. Por traidores. Son todo eso y más cosas, aunque algunas de ellas haya que esperar a que algún juez las certifique.

Es por todo lo anterior que la ensalada de collejas que el pequeñajo del labio leporino repartió ayer me llena de alegría, y no puedo sino pedir más. Mucho más. Estoy hasta los cojones de perfiles bajos, de resignados, de tristes y de mohínos. Si hemos de quebrar que sea con la cabeza alta, sabiendo contra qué luchamos, sabiendo por qué luchamos y sabiendo los obstáculos en el camino.

¡Dales caña, José Mari!

Señoritos y Lacayos

Maravillosa conferencia política del PP este fin de semana en el que se demuestra, nuevamente, que Mariano tiene dos caras, lo que debe de pensar es muy conveniente a nuestra patria, que también tiene las suyas, sus dos Españas quiero decir, y en este caso una de señoritos y otra de lacayos.

Es una exageración, obviamente, para el caso que me trae hoy hasta aquí, pero de alguna forma hay que llamar la atención sobre la postura inadmisible, zafia, cobarde, sumisa, hipócrita, descarada, fácil, simplona, desvergonzada y especialmente, desleal y traidora para con la ciudadanía española de admitir el mal llamdo “déficit asimétrico” de las autonomías.

Es una vergüenza que se relajen los objetivos de déficit por mucho que Bruselas nos de cuartelillo para ello, cuando hasta ahora se han empleado los medios más fáciles, por más que los voceras del Gobierno los tachen de difíciles, y disparatados posibles.

Las líneas de actuación en la rebaja del déficit hasta la fecha han sido por el lado de ingresos, una brutal confiscación de la riqueza de los ciudadanos y de las empresas vía impuestos, mientiendo bellacamente en este sentido, ya que estudios prestigiosos anunciaban el déficit que Zapatero y Salgado iban a dejar mucho antes de que Mariano y Montoro les sucedieran. Tan desacertada ha sido la medida que ha conseguido que las administraciones apenas ingresen algo más de lo que lo hacían con el lamentable Zapatero al asfixiar la actividad económica y con ella, la recaudación.

Por el lado del gasto, pues lo facilón de los políticos de comunidad de vecinos en manos de los que estamos: prórroga en la paralización de la inversión, tijeretazo al I+D, recortes de prestaciones y bajada del gasto vía supresión de pagas a funcionarios. Todo, menos tocar a la casta la fantástica cosa ésa que tienen a medio camino entre el Olimpo y el Edén de las administraciones territoriales y las empresas públicas, donde ascender a los “compis” a vivir como dioses cuando se llega al poder.

Y para que hablar de tocar los sectores monopolistas de nuestra economía, como energía y telecomunicaciones, donde el amigo Montoro moraba y supongo que no de mileurista, a decir por lo mucho que cuida de que continue el chollazo pagado por los lacayos, y a donde a buen seguro querrá volver cuando le echen de minstro.

Y en medio de todo esto, cuando quedan de verdad las actuaciones por realizar, Bruselas, en vez de exigir que se bajen impuestos, se desbloquee la inversión, se impulse el I+D y se realice una profunda reconversión del funcionariado y las empresas públicas españolas, nos da más agonía. Permite que nuestros bancos sigan con el chollo de cogerle el dinero al BCE con una mano al 0,5% y se lo presten a nuestos voraces políticos al 4% para financiar su Edén, sin que una gota de dicha liquidez llegue a las empresas y a los particulares. Y con ello, menos producción y más desempleo todavía. Sí, sí, todavía, y teniendo en cuenta que el que accede hoy en día a un puesto de trabajo lo hace por migajas y agradecido dadas las circunstancias. Y todo esto les parece bien y muy conveniente a Mariano y a Rubalcaba. Hay que joderse.

Y ya, en el colmo de la desfachatez, llegan los políticos catalanes, en su inmensa mayoría, y exigen un déficit para ellos aún mayor que para el resto de las comunidades.

Ellos, que han hecho bandera de la lucha contra la solidaridad interterritorial para ganarse los votos de unos ciudadanos pastoreados desde niños. Ellos, que promueven unas escuelas donde mocosos que no llegan ni a diez años ya explican como vivirían mejor si su riqueza no fuera robada por sus vecinos españoles, en la más avergonzante y vomitiva muestra de fascismo rancio que se pueda ver sobre este planeta . Ellos, que teniendo ocasión de plantear una discusión seria sobre a qué se destina el dinero de las regiones “pagadoras”, y de luchar para exigir que se emplee en la construcción de una estructura productiva en las regiones más necesitadas y no en subvencionar su pobreza a cambio de votos, han preferido el insulto y el menoscabo de los ciudadanos que las moran, sin excepción ni matiz alguno, tachándolos de parásitos contra los que ni el Filvit actúa y de los que hay que separarse cuanto antes mejor.

Y para esta región, contra la que el Estado no hace absolutamente nada para hacer cumplir las sentencias de Supremo y Constitucional, que se ha declarado en rebeldía en cuanto a la obediencia de la ley y al respeto a la Constitución Española, y que ha establecido un calendario y un procedimiento que le permita separarse de España, Mariano ¿qué actitud toma?

Pues aquí se ve la verdadera altura de Mariano: no la física, sino la de estadista, que  es mucho menor que inversamente proporcional, hasta adquirir órdenes de magnitud microbianos. Puño de hierro con las voces que se levantan en su partido pidiendo un poco de justicia y sentido común, y mano izquierda floja, sebosa, y servil por la espalda de los problemas, sin tener el coraje, el valor y la determinación mínimas necesarias de un hombre en su puesto, y sin el menor sentido de la justicia, la decencia y la responsabilidad. Todo por el sillón pero sin el pueblo.

Y ¿qué hace la oposición? Pues lo mismo. Las dos caras del socialismo actual: el pepero, melífluo y acomplejado con los que le atacan, e implacable con los de dentro; y el rubalcabiano, simplemente disparatado y en buena medida anti-sistema.

A ver si con un poco de suerte los papeles de Bárcenas y los escándalos de los golfos, que no son pocos ni excepción por cierto, van dando paso a alternativas de verdad en los grandes partidos. ¡Qué desesperación! ¡Mariano! ¡Mariano! ¿Mariano? (En qué estaría pensando Jose Mari cuando…).

Mientras, yo me sumo a las tesis y deseos del profesor Fufinski, anfitrión de este, según el fantástico  eufemismo de lo políticamente correcto, chiringo de descerebrados, y pido la independencia para Cataluña con carácter de máxima urgencia. Y pregunto: ¿dónde hay que firmar?

Mariano Ironfist, Mariano Wimp, Mariano Termite

No sé qué les pasó a mis padres y maestros, que me educaron y formaron pensando que vivíamos en los EEUU cuando es obvio que aquí no se habla inglés (según ha corroborado recientemente un rigurosísimo estudio científico de Ana Botella).

Parece ser que el esfuerzo, el ahorro, el sacrificio, la honestidad y el mérito eran los valores que debían guiar mi camino para forjarme una vida honrada.

Sin embargo yo veo señores en los telediarios que salen a la calle más tiesos que el palo de una escoba, encantados de haberse conocido a sí mismos, ocupando altísimos puestos en las organizaciones e instituciones de mayor importancia de esta nuestra comunidad. Y me pregunto, ¿en qué narices estaban pensando mis padres?

Quizás pensaban en que después de los asesinatos ya comentados por mis compañeros de blog recientemente, a la sazón un verdadero golpe de estado que se ha cargado la nunca mejor llamada Transición (periodo entre el Franquismo y la independencia de Cataluña y el País Vasco), habría un ejecutivo decente que diera marcha atrás, respaldado por la inmensa mayoría de los ciudadanos electores, a la estúpida y asfixiante dictadura impuesta por la casta política; en especial, cuando uno de los dos partidos mayoritarios ha querido aniquilar al otro sirviéndose de cualquier estrategia contra los principios, los valores y la ética más elemental de la cultura occidental.

He aquí que llega Mariano y aparecen sus dos caras. Una que trata con una mano de hierro que ignora la piedad a los suyos y a sus votantes, y lo que es peor, a las ideas de éstos. Les fríe a impuestos (mayores de lo que proponía Izquierda Unida en su programa electoral). Les humilla al olvidar deliberadamente la depuración de responsabilidades en los órganos de gestión de las Cajas de Ahorro: nadie va a pagar por los cuarenta mil millones de euros que como poco va a costar que gentuza sin preparación, venida a caterva de señoritos inútiles, chulos, nuevos ricos y millonarios, haya quebrado el sistema bancario de una de las economías más potentes de Europa hasta hace bien poco.

Les ningunea al suscribir los acuerdos con ETA del ejecutivo anterior; al mantener a la policía de Frente Popular “Zapateriano”; al consentir la dependencia del poder judicial del político y la existencia de tipos como Bermúdez, dando espectáculos bochornosos al frente de un juzgado de la Audiencia Nacional; al olvidar el once de marzo como se deduce de lo anterior; al permitir que parte de sus dirigentes sean perseguidos y acosados por la izquierda extremista, sin atreverse a la reacción más básica y elemental de defensa de la integridad de las personas objeto de agresión (y de sus familias), más preocupado por el qué dirá Prisa; al aparecer coartado por Bárcenas; al recibir una economía en la UVI y ponerla en manos de un ministro como Montoro, tramposo, que favorece a los poderosos cárteles de las empresas y familias españolas de siempre; al colocarnos una ministra como Báñez, obsesionada en la devaluación de los costes laborales, en que la gente emigre y en el crecimiento de la desigualdad en lugar de en la construcción de un nuevo modelo productivo, y que encima se permite chulear cuando ostenta la cartera con el record de paro de todos los tiempos (hace falta tener geta y no solo dura y grande, sino muy fea y desagradable en su caso); al darle dinero a Cataluña cuando sabe que es oro que no va a volver pues la suerte ya está echada; al perseguir a los medios de comunicación independientes que otrora le ayudaran al denunciar las barbaridades zapateriles; al dar la espalda a la AVT; al echar del partido a Ortega,  San Gil y a los liberales.

No sé, me canso ya de escribir del Mariano ironfist pero podría estar horas. El otro Mariano, es acomplejado, flojo, suave, melifluo. Ese es el Mariano wimp que lidia con sus enemigos. El Mariano que se enfrenta a los nacionalistas, a los chorizos, a los jueces y policías “rubalcabianos”, a la oposición extremista, a Prisa y a Roures, a Ada y sus secuaces, a Bolinaga y los suyos, a Bárcenas, al “Prostitucional” y a un largo etcétera de enemigos de España.

En un país al borde de la bancarrota o la  intervención, la necesidad y urgencia de una profunda reforma de las instituciones y órganos de las administraciones públicas, constituía una ocasión única para, argumentando un estado de extrema emergencia y un respaldo social innegable, haber demolido la estructura de nuestra España corrupta de termitas políticas, y haber sentado las bases de una nueva nación.

Mariano pasará a la historia por haber preferido permanecer termita (Mariano Termite), parasitando en la poca madera que le queda junto a todo su partido, amenazado por el comejón Rubalcaba y el nacionalista, que no dudarán en aniquilarle si la ocasión se les presenta. No me da pena por él. Ya veremos que hace en el 2015 cuando apenas quede nada que roer y a lo peor se encuentre con los antiplagas que emanarán del hambre y la desesperación de los inquilinos de esta ruina, que estamos más que hartos de tanto mal bicho. Me siento mal por todos los paganos de esta dictadura política, que ya ni me atrevo a llamar pseudodemocracia, y por las generaciones que van viniendo sin apenas haber hecho nada para merecerlo, a convertirse en adultos en la mierda que han parido esta panda de aprovechados sin escrúpulos.

Mientras, les recomiendo a los pobres compañeros que padecieron una educación por padres tan ciegos como los míos, que vayan aprendiendo inglés, ya que dolorosamente aquí no tenemos cabida. Ya he incluído algunos términos para empezar.

Estado de la Nación.

Una puta braga.